Transnacionalismo político y participación ciudadana de los emigrantes marroquíes

AutorMourad Aboussi
Cargodoctor con mención internacional por la Universidad de Granada, Máster en Cooperación Internacional y Gestión de las ONONG y Máster en Estudios Migratorios, Desarrollo e Intervención Social.
Páginas125-138

Page 126

Introducción

Si algunas investigaciones centran su análisis de la globalización en aquellos aspectos de modernización, occidentalización y progreso tecnológico ligados a la expansión del Mercado y la liberalización de las actividades económicas (spybey, 1996; sander, 1996, Castells, 1998; beck, 1999), otros trabajos la explican en función de una lógica de "desterritorialización" de las prácticas sociales, políticas y económicas, tanto individuales como colectivas (Held et al., 1999) en esta lógica se sitúa el término transnacionalismo como un campo de estudios que surgió en los años setenta para analizar las actividades de actores asentados en el espacio local, pero insertados en un campo supranacional (lacroix, 2003) el transnacionalismo planteó al principio un enfoque de análisis económico para estudiar los flujos transnacionales de capital y comercio, y luego desarrolló un enfoque socio-político para referirse a las prácticas de las comunidades transnacionales dichos enfoques corresponden a una clasificación que distingue entre el transnacionalismo desde arriba donde los diferentes organismos, empresas y flujos internacionales juegan un papel central; y el transnacionalismo desde abajo, cuyos protagonistas son los migrantes (Guarnizo y smith, 2002)

El debate sobre el transnacionalismo en su variable socio-política surgió en los años ochenta poniendo énfasis en la movilidad del individuo y su capacidad para mantener lazos con su país de origen estando asentado en otro estadonación (Glick schiler, 1999) en base de esta doble relación entre migrantes y estados, se construyen esferas sociales que atraviesan las fronteras geográficas,

Page 127

Culturales y políticas tradicionales (lafleur, 2005) se utiliza por lo tanto el término "diáspora" para hablar de los enlaces entre comunidades inmigradas originarias de un mismo país pero establecidas en uno o varios países de acogida (Cohen, 1997; Østergaard-nielsen, 2003)

La perspectiva transnacional se ha convertido en un marco de creciente aceptación para analizar las configuraciones de la vida migratoria y sus impactos en las sociedades de origen y destino (Guarnizo, 2006; Waldinger, 2006) en efecto, la configuración del espacio transnacional social se basa en dimensiones materiales y simbólicas que se extienden en varios estados (basch et al., 1994; Faist, 2000) se presenta como una organización social específica de los inmigrantes ante la hegemonía de los estados-naciones, adoptando una estrategia que usa recursos económicos, culturales y psicológicos para salir de la posición socioeconómica de subordinación que reduce la integración (basch et al., 1994)

La perspectiva transnacional abre la puerta a una multitud de cuestiones y a nuevas pistas de investigación de miras a entender mejor las migraciones en sus procesos y prácticas: ¿qué motivos están detrás de esta actitud transnacional de los migrantes?, ¿cómo se organizan las redes?, ¿cuáles son sus prácticas y qué podrían aportar al desarrollo institucional y humano del país de origen?

Existen algunas investigaciones sobre las redes de desarrollo y su contribución al desarrollo local mediante proyectos solidarios (daum, 1993; lacroix, 2003; lacomba, 2004; Gonin, 2005; de Haas, 2006); pero quedan por esclarecer las vías más viables de participación ciudadana de los emigrantes: aquellas que se canalizan mediante las instituciones democráticas, garantizan una vinculación permanente con los países de origen y afianzan todo tipo de aportaciones positivas este artículo pretende explorar estas vías centrando la reflexión en el caso de Marruecos, dado que el país cuenta con más de tres millones de ciudadanos emigrados que tienen significantes contribuciones a la economía nacional las iniciativas estatales promovidas en la última década para insertar a los Marroquíes residentes en el extranjero (Mre) en las diferentes dinámicas que vive el país, se asientan en el discurso referente a su "inclusión en el proceso democrático" la entrada de este reto en la agenda política favoreció el debate entre los diferentes actores sobre los mecanismos más idóneos para su consecución

Partiendo de estas premisas, cuestionamos aquí la pertinencia y eficacia de las políticas públicas dirigidas a los Mre y la coherencia de la infraestructura institucional existente para permitirles participar como ciudadanos transnacionales en el desarrollo del país el artículo se basa en un estudio realizado por el autor para recopilar datos sobre la estructura de oportunidades que define la relación del estado marroquí con sus emigrantes el estudio consistió en el envío de un cuestionario a los presidentes de 100 asociaciones de Mre en 15 países: la

Page 128

Aportación de las entidades adheridas al estudio enriquece las conclusiones con demandas pendientes y críticas relevantes los resultados arrojan luz sobre: la organización de la sociedad civil marroquí en el extranjero, el tipo de reivindicaciones y actividades que promueve y su grado de satisfacción con respecto a las iniciativas estatales emprendidas por Marruecos el artículo analiza dichos resultados a base de teorías de transnacionalismo, movimientos sociales y participación política con el fin de avanzar en la reflexión sobre la complejidad de las prácticas y la finalidad de las respuestas estatales

La sociedad civil marroquí en el extranjero: prácticas de transnacionalismo político

Las investigaciones en materia de transnacionalismo nos acercan de los retos emergentes cuyos protagonistas son los emigrantes y sus estados de origen en nations unbound bash et al. (1994) presentan el transnacionalismo como una organización social específica y una estrategia de resistencia de los migrantes al proyecto hegemónico de los estados-naciones: les permite salir de una situación de subordinación o exclusión esta estrategia dibuja desde abajo la re lación con el país de origen, lo que se explica en clave de participación mediante marcos organizacionales como pueden ser los foros, las asociaciones o las federaciones los científicos suelen presentarlas en varias categorías de las cuales nos interesan tres: las actividades de Homeland Politics, las diasporic Politics y las translocal Politics las dos primeras se insertan más bien en el marco del llamado transnacionalismo político, la tercera tiene un carácter solidario

Las actividades políticas relativas al país de origen o Homeland politics sirven para manifestar apoyo u hostilidad de la comunidad emigrada hacia el régimen establecido, como la organización de manifestaciones o la financiación de campañas electorales (lafleur, 2005) en el caso de Marruecos, estas prácticas crecieron después de la decisión de anular la representatividad de los Mre en el parlamento en 1993, lo que fue sin lugar a duda una equivocación en aquellos tiempos de máximo proteccionismo político: el estado marroquí no tuvo en cuenta que si las reivindicaciones de los Mre no se declaran en el seno de las instituciones del país lo serán en el marco de otras instancias, como las federaciones, alianzas o plataformas estas instancias son desde aquel momento cada vez más fuertes: si las federaciones son frecuentes en Francia así como las asociaciones mixtas de inmigrantes de origen magrebí, en españa aún no existen estructuras similares, pues las asociaciones son pequeñas y cuentan con pocos recursos: sus actividades son limitadas al ámbito local y se centran en proyecto socio-culturales o de información-sensibilización, exceptuando a grandes asociaciones como ATIME1 que tienen antenas en varias comunidades autónomas

Page 129

Las asociaciones que lideran las demandas se concentran en Francia, Holanda y estados Unidos con una cierta coordinación que llega a reunir a entidades de varios países para difundir comunicados concertados en reacción a los grandes acontecimientos que tienen lugar en Marruecos

Las prácticas transnacionales de los emigrantes tienen dos vías: desafiar las instituciones estatales o servir sus intereses (smith, 2003) Partiendo de esta hipótesis, el estudio realizado y que fundamenta las ideas de este artículo, concluye que las organizaciones de Mre no tienen intención ninguna de enfrentarse a las instituciones del país, sus peticiones son totalmente ligadas a la participación en promover el desarrollo del país y defender sus intereses Por ello, la demanda en común de las asociaciones sondeadas se centra en la comunicación con las autoridades marroquíes a pesar de las iniciativas emprendidas por el país en los últimos años como se explica más adelante, la confianza de las asociaciones en la política del estado hacia los Mre es mayoritariamente baja (2 puntos en una escala de 5 siendo 1 muy bajo y 5 muy alto) y eso...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR