Reforma de la ley concursal 22/2003

AutorAlberto Núñez-Lagos/Ángel Alonso
CargoAbogados del Área de Mercantil de Uría Menéndez (Madrid)
Páginas96-99

Page 96

Introducción

El pasado día 31 de marzo de 2009 se publicó en el Boletín Oficial del Estado el Real Decreto-ley 3/2009, de 27 de marzo, de medidas urgentes en materia tributaria, financiera y concursal (el «Real Decreto-ley» o la «Reforma»). El Real Decreto-ley tiene fundamentalmente por objeto (i) facilitar la reestructuración fuera del procedimiento concursal de las empresas que atraviesen dificultades financieras; (ii) facilitar las negociaciones y la tramitación del convenio anticipado; (iii) agilizar el procedimiento concursal para aquellas empresas que decidan o estén obligadas a reestructurarse en sede concursal; y (iv) zanjar definitivamente ciertas discusiones sobre determinados preceptos en materia de subordinación de créditos.

En las siguientes líneas se ofrece un breve análisis de las principales novedades introducidas por el Real Decreto-ley respecto de las modificaciones que introduce en la Ley 22/2003, Concursal, de 9 de julio (la «Ley Concursal»).

Principales novedades

Nuevo régimen de los acuerdos de refinanciación

La Reforma introduce un nuevo régimen de blindaje para los acuerdos de refinanciación preconcursales respecto de las acciones de rescisión concursal en la nueva Disposición adicional cuarta de la Ley Concursal (la «Disposición adicional cuarta»). Según la referida disposición, se consideran acuerdos de refinanciación «los alcanzados por el deudor en virtud de los cuales se proceda al menos a la ampliación significativa del crédito disponible o la modificación de sus obligaciones, bien mediante la prórroga de su plazo de vencimiento, bien mediante el establecimiento de otras obligaciones contraídas en sustitución de aquéllas» (el «Acuerdo de Refinanciación»).

Page 97

Si se cumplen los requisitos que se indican seguidamente, los negocios, actos, pagos y garantías constituidos en ejecución del Acuerdo de Refinanciación no estarán sujetos a la acción de rescisión y, en caso de concurso sobrevenido, sólo la administración concursal podrá impugnar el Acuerdo de Refinanciación. No obstante, sigue quedando abierta la posibilidad de atacar estos acuerdos por la vía del artículo 71.6 de la Ley Concursal (artículos 1.111 y 1.291 del Código Civil).

El Acuerdo de Refinanciación gozará de la protección prevista en la Disposición adicional cuarta siempre y cuando cumpla las siguientes condiciones:

(i) responda a un plan de viabilidad que permita la continuación de la actividad del deudor en el corto y el medio plazo;

(ii) sea suscrito por acreedores que representen al menos el 60% del pasivo del deudor;

(iii) que un experto independiente designado por el registrador mercantil del domicilio del deudor realice un juicio técnico sobre la suficiencia de la información, el carácter razonable y realizable del plan, y la proporcionalidad de las garantías conforme a las condiciones normales de mercado en el momento de la firma; y

(iv) se formalice en instrumento público.

Con relación al informe del experto independiente, éste deberá realizar un análisis de las...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR