Pagos electrónicos: La Comisión Europea resalta los problemas de seguridad y evalúa su percepción por el público

Esta conferencia ha constatado la importancia económica creciente de estas transacciones y ha pasado revista a las diversas soluciones tecnológicas que ofrecen a los operadores de pago y a los usuarios la posibilidad de distanciarse de delincuentes y defraudadores.

Apuesta por el comercio electrónico

En cualquier caso, son los consumidores finlandeses los que expresan el mayor nivel de confianza, seguidos de los holandeses y los suecos. Los más desconfiados hacia los medios de pago electrónicos son los griegos y los portugueses. El estudio también afirma que las empresas que realizan comercio electrónico deben mejorar la información que ofrecen a los consumidores sobre cuestiones de seguridad, aunque éstos raramente se ven afectados financieramente en caso de fraude (son las empresas las que cargan con él).

Bolkestein, comisario encargado del Mercado Interior, ha declarado que "el comercio electrónico posee un potencial enorme de estimulación de la economía europea. A pesar de los grandes progresos que se han realizado en materia de seguridad de los pagos electrónicos, estos avances no son suficientes para convencer a los consumidores que desean pagos electrónicos sin complicaciones. Esto supone ofrecerles una información clara y accesible. Todas las partes implicadas -la industria de los pagos, los bancos, los prestatarios de comercio electrónico y los usuariosdeben estar vigilantes para maximizar la seguridad. Sin embargo, no debemos exagerar los peligros: Los resultados del estudio llevado a cabo por la Comisión Europea muestran que los pagos electrónicos cada vez son más aceptados y seguros".

Confianza del público

El estudio también indica que cada día laboral se realizan más de 207 millones de transacciones en la Unión Europea, una media de 138 transacciones por año y habitante. Una fracción significativa de estas transacciones se hace por medios electrónicos y el ascenso de esta proporción aumentará la eficacia económica. Sin embargo, esto supondrá renunciar a viejos hábitos -como el uso de cheques- y reforzar la confianza de los consumidores. Asimismo, el estudio señala que ya existe un amplio abanico de técnicas de pago, y que otras muchas están a punto de aparecer. Sin embargo, los pagos a través de Internet siguen prácticamente limitados a los pagos con tarjeta de crédito clásica, sobre todo en el caso de pagos transfronterizos.

El estudio ha establecido un Índice de Confianza para cada Estado miembro a partir de un cierto número...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR