Compraventa. Cancelación de condición resolutoria mediante instancia privada

Resumen: La regla general para para cancelar una condición resolutoria es el otorgamiento de una escritura pública. Para cancelar dicha condición mediante instancia privada tiene que haber quedado extinguido indubitadamente el derecho inscrito y haberse pactado así en escritura o bien que la extinción indubitada del derecho resulte de una disposición legal.

Hechos: Se otorga una escritura de compraventa con condición resolutoria en garantía del precio aplazado. Para cancelar esa condición resolutoria se pacta que pueda efectuarse por instancia privada de la parte vendedora con firma legitimada notarialmente o bien por el comprador del mismo modo junto los justificantes bancarios del pago. Dicha forma de cancelación no se inscribió en su momento. Ahora se solicita la inscripción de dicho pacto y, conforme al mismo, se presenta también una instancia de la parte vendedora con las firmas legitimadas notarialmente dando carta de pago y solicitando la cancelación.

El registrador deniega la inscripción porque el documento privado no es título hábil para practicar la cancelación de una condición resolutoria por pago del precio aplazado que garantiza, conforme al principio de titulación auténtica del artículo 3 LH.

El interesado recurre alegando que la instancia privada es admisible, conforme a lo dispuesto en el artículo 82 LH, párrafo segundo.

La Dirección General desestima el recurso

Doctrina: El citado artículo 82 LH, párrafo segundo regula los supuestos de cancelación automática en el que bastaría una instancia, es decir a aquellos casos en que el derecho ha quedado extinguido de una manera inequívocamente indubitada de tal modo que resulta innecesario...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR