La complicada situación de las medianas empresas españolas

Page 3

Las medianas empresas españolas están atravesando por un complicado momento provocado por unas condiciones de mercado adversas que empeorarán en los próximos años. Si no toman las medidas necesarias, pueden perder competitividad y sus negocios pueden peligrar.

Esa es la conclusión a la que llega The Economist Intelligence Unit, la división de análisis del grupo The Economist, en el estudio "Las medianas empresas en España y los desafíos del crecimiento", patrocinado por SAP y en el que han participado 247 medianas empresas españolas pertenecientes a distintos sectores.

Según ha señalado el director de Marketing de SAP España, David Reinoso, "hoy en día, hay en España 19.000 medianas empresas que dan empleo al 12% de la fuerza laboral del país, por lo que es un motor importante de nuestra economía. Hemos encargado este estudio con el objetivo de conocer cuál es la situación que atraviesan hoy en día, los desafíos a los que se enfrentan y las expectativas que tienen para los próximos años. De esta manera, podremos ayudarlas mejor a crecer y mejorar el futuro de sus negocios".

Las medianas empresas españolas cuentan con una clara estrategia de crecimiento, aunque consideran que hay una serie de condiciones que pueden actuar como barreras en ese proceso. Entre las limitaciones a las que tendrán que hacer frente en los próximos tres años para poder seguir siendo competitivas, mencionan la saturación del mercado, la presión sobre los precios que imponen, sobre todo, las grandes compañías, la reducción de márgenes y el aumento de los costes de las materias primas y del empleo.

Con respecto a este último punto, aunque los costes en España siguen situándose por debajo de la media de los países de Europa Occidental, son superiores a los de los mercados emergentes, lo que les está haciendo perder capacidad competitiva. A esta situación se une el hecho de que existen carencias en el sistema educativo que les impide encontrar profesionales cualificados.

Además, las medianas empresas españolas consideran que la política impositiva del Gobierno no es la más óptima para poder crecer en un entorno cada vez más competitivo. Un 65% de los participantes en el estudio ha manifestado que el Gobierno debería mejorar los incentivos fiscales para apoyar la inversión de las medianas empresas.

La consolidación del mercado preocupa a las medianas empresas. Un 63% de los directivos entrevistados cree que la competencia más fuerte...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR